Koenigsegg CC850, un poderoso bólido de 1385 HP y transmisión manual

Koenigsegg CC850, un poderoso bólido de 1385 HP y transmisión manual

El Koenigsegg CC850 es un sueño en lo que se refiere a autos deportivos. Este auto es una edición limitada en tributo a los 20 años del modelo CC8S de la marca sueca. Este nuevo modelo moderniza el tradicional y también involucra una caja de cambios radical, el sistema Engage Shift.

Este impactante automóvil está equipado con un propulsor V8 de 5 litros con doble turbocompresor, con el que puede desarrollar hasta 1185 caballos de fuerza y puede aumentar hasta 1385 porque su tanque se llena con E85.

El peso de este automóvil es de 1385 kilogramos y su motor V-8 también produce 1020 libras-pie de torque. El principal atractivo de este auto es el Engage Shift System que tiene una transmisión automática de 9 velocidades y embrague múltiple para cambios ultrarrápidos.

Pero a diferencia del LST del Koenigsegg Jeskoel ESS del CC850 tiene un pedal de embrague junto al freno y una palanca de cambios cerrada, con la que el conductor puede operar el ESS como una transmisión manual tradicional de seis velocidades. 

La palanca de cambios manual no cambia mecánicamente las marchas, sino que cambia completamente por cable, lo que también permite que el ESS ajuste las relaciones de transmisión según el modo de conducción.

Es debatible que esta caja de cambios se pueda considerar verdaderamente manual, aunque la marca afirma que es el primer deportivo manual que puede cambiar sus relaciones de transmisión.

El diseño de este auto se apega al del CC8S con la misma carrocería suave y de proporciones similares a las de su antecesor. Los faros y las luces traseras incorporan un diseño LED minimalista.

El interior es simétrico y mantiene la línea de diseño actual del Koenigsegg, pero tiene indicadores analógicos en lugar de instrumentos digitales. Su techo es rígido y removible.

Las puertas del Koenigsegg CC850 son de sincrohélice y giran hacia afuera y hacia arriba.

Este modelo conmemora dos hitos distintos, en primer lugar, el vigésimo aniversario del inicio de la producción de la marca y, en segundo lugar, el cumpleaños 50 de su fundador, Christian Von Koenigsegg, por lo que solo se fabricarán 50 unidades.

No se sabe cuánto va a costar este automóvil, pero por su naturaleza especial, se calcula que los 50 afortunados tendrán que desembolsar un par de millones de dólares.